PREGUNTAS FRECUENTES

¿A QUÉ EDAD DEBO EMPEZAR A PREOCUPARME SI MI HIJO NO HABLA COMO EL RESTO DE SUS COMPAÑEROS?

El desarrollo del lenguaje es muy variable en los niños. Sin embargo, sobre los 3 años ya tiene que decir como mínimo palabras sueltas que debe ir uniendo en frases cortas. En algunos casos por problemas de audición este lenguaje no comienza, en otros son dificultades específicas del lenguaje. Una buena estimulación precoz del lenguaje puede favorecer mucho su desarrollo a estas edades teniendo en cuenta sobre todo la plasticidad del cerebro y la prevención de patologías asociadas.

MI PADRE TIENE 67 AÑOS Y HA SUFRIDO UN ACCIDENTE CEREBRO VASCULAR, EL HABLA ESTÁ AFECTADA TANTO EN LA EXPRESIÓN COMO EN LA COMPRENSIÓN, NOS HAN HABLADO DE LA IMPORTANCIA DE LA INTERVENCIÓN LOGOPÉDICA LO MÁS PRONTO POSIBLE. ¿ES CIERTO?

Tras un accidente cerebro vascular o un traumatismo craneoencefálico hay un periodo clave para la recuperación del lenguaje que abarca desde la estabilidad del paciente tras el accidente hasta los 6 primeros meses prolongable al año. En este periodo la rehabilitación de ese lenguaje perdido bien parcial o totalmente es crucial en la mejoría del paciente.

Esta patología es denominada Afasia, que según el área afectada se denominará Afasia de Broca, Afasia de Wernicke, Afasia transcortical, etc… con diferente pronóstico cada una de ellas, pero en todas es primordial la rehabilitación logopédica.

SI MI HIJO EMPIEZA A TARTAMUDEAR ¿DEBO VISITAR A UN LOGOPEDA O NO DEBO ALARMARME?

Algunos niños entre los tres y los cinco años pasan por una etapa en el desarrollo del lenguaje en que repiten sonidos al iniciar el habla, se paran en mitad de una palabra, alargan vocales o emplean "muletillas". En un alto porcentaje  de niños esto es pasajero y no indica tartamudez. Es importante que no  genere ansiedad a la familia ya que esta alarma se puede transmitir al niño y resultar nocivo.
Sin embargo hay algunos signos de alarma indicativos de que el problema se pueda hacer crónico o agravarse: bloqueos, tensión al hablar, tics o muecas al intentar decir algo, movimientos forzados con manos o pies acompañando a los esfuerzos para hablar etc. Si observa alguno de estos signos o que el problema persiste más de tres meses  le recomendamos  consultar al logopeda.

TRABAJO EN ATENCIÓN AL PÚBLICO Y NOTO QUE MI VOZ SE FATIGA Y AL FINAL DE LA SEMANA ESTOY RONCA Y CON DOLOR, LO QUE IMPOSIBILITA QUE DESARROLLE BIEN MI TRABAJO. ¿ES NORMAL?

Su voz está acusando esfuerzo y por tanto fatiga muscular y respiratoria que se puede denominar disfonía. Hay lesiones como los nódulos o los pólipos laríngeos cuyo origen es el  mal uso y  abuso de la voz y deben ser diagnosticados y tratados cuanto antes ya que una disfonía en un profesional causa a la larga, severos problemas para ejercer su trabajo.
Es recomendable una reeducación de la voz pero previo es necesario que le realicen una exploración de su laringe. Consulte con su Otorrinolaringólogo para un diagnóstico previo a esa reeducación de la voz.

MI HIJO YA TIENE 5 AÑOS Y NO PRONUNCIA LA “RR” ¿HAY QUE TRATARLO?

El sonido RR se produce por la vibración de la punta de la lengua contra los alveolos dentarios en  la parte anterior del paladar. Algunos niños antes de los 5 años no adquieren este sonido por ser complejo. Si su hijo no dice la RR hay que comprobar que el frenillo de la lengua permite el contacto y la vibración. Si no es así se realiza una pequeña intervención para cortar el frenillo y liberar la lengua necesitando intervención logopédica posterior para evitar que cicatrice con la misma elongación. Otros casos en los que el frenillo no es la causa hay una mejoría notable con el tratamiento logopédico en el que se enseña al niño la posición y vibración de la lengua para este sonido.